952 60 92 55 info@quiropracticaazumendi.com

Embarazadas


El embarazo es el momento donde mejor se demuestra la increíble capacidad de adaptación del cuerpo humano.

El cuerpo de una mujer embarazada tiene una misión fundamental: crear un espacio óptimo para que crezca el bebé y prepararse para el parto.
Es una etapa en la que se experimenta una gran cantidad de cambios fisiológicos, estructurales, emocionales y hormonales. El aumento de peso, la laxidad de los ligamentos y los cambios en el metabolismo ponen a prueba la columna vertebral durante esos meses cruciales.

Todos estos cambios, afectan al correcto flujo de información del sistema nervioso a través de la columna vertebral en la embarazada. Por eso, a medida que avanza el embarazo, la mujer puede sufrir de diversas molestias o dolores, y agravarse síntomas que padecían antes del embarazo.

El cuidado quiropráctico proporciona una mejor calidad de vida de la embarazada al eliminar las subluxaciones encontradas en la columna vertebral de la futura madre, haciendo que así pueda disfrutar de una etapa tan increíble como esta, de la mejor manera posible.  Además, mediante los ajustes quiroprácticos, se mejora la movilidad de la pelvis materna y se ayuda al feto a adquirir la mejor posición en el útero, facilitando así la labor del parto.